De la luna de miel a la de hiel

Paloma tiene las cosas muy claras

La ruptura entre Paloma Cuevas y Enrique Ponce causó conmoción en el mundo del corazón. No había trascendido que la pareja atravesara problemas. Aunque en principio se dijo que no existían terceras personas, el tiempo demostró que el torero estaba ennoviado con Ana Soria. Una joven muy atractiva. Por ella, Ponce ha perdido el sentido de la discreción que le caracterizaba. No duda en compartir fotos con su novia en redes sociales y no le importa ser captado por los fotógrafos.

Mientras tanto, Paloma continúa con un perfil bajo. Se ha refugiado en sus hijas, Paloma y Bianca, en su familia y amigos. Lo cierto es que la sobreexposición de Enrique con su chica le ha molestado. Esperaba que se mostrara más retraído. Hay quien tiene la teoría de que Ponce ha hecho algunos movimientos con Ana  para molestar a la madre de sus hijas.

Siguiente: Paloma le da la patada a Enrique

Anterior1 de 2