José Antonio Canales Rivera está de plena actualidad desde que el pasado sábado una joven, llamada Cinthya Martínez, aceptara la invitación de Sábado Deluxe para contar sus presuntas intimidades con el torero. Una entrevista en la que se difundieron mensajes y audios entre Canales y su amiga. Según ella, habrían pasado juntos  una noche en un conocido hotel. Aunque Cinthya confirmaba que había mantenido relaciones íntimas con el torero, nada encaja. Tanto, que lo cierto es que su testimonio estuvo plagado de lagunas, subrayadas por parte de los colaboradores.

Ante la aparición estelar, Canales Rivera se ha defendido con rotundidad. Niega que haya tenido encuentros sexuales con ella y advierte que lo explicado en televisión no corresponde con lo que él vivió. Si bien es cierto que la conoce y que ha mantenido alguna charla o coqueteo, nunca ha cruzado límites prohibidos. Tan seguro está de lo que cuenta, que está dispuesto a llegar hasta el final. No está dispuesto de que se le tache de torero infiel.

Ha contratado a un miura judicial

Según ha podido saber EseCorazón, Canales Rivera ha contratado los servicios profesionales de la abogada Teresa Bueyes. Será la experta en derecho al honor e intimidad quien le defienda en los tribunales. La penalista, que ha sido representante legal de famosos como Carmen Martínez Bordiu, Ana Obregón, Isabel Preysler o Javier Rigau se encuentra ya trabajando en el asunto. Tal y como hemos podido saber, se está redactando la demanda que, en los próximos días, interpondrá contra la susodicha para que resarza la innegable intromisión en sus derechos más fundamentales. 

De fuerte temperamento, Teresa Bueyes es considerada una de las mejores abogadas en las que famosos y anónimos confían sus asuntos más importantes. No es para menos, pues suele ganar todas las demandas que interpone. Quizás por eso son muchos los rostros conocidos que prefieren tenerla cerca.